Ace Attorney Spain
¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.

Fic: El caso del aprendiz

Ir abajo

Fic: El caso del aprendiz Empty Fic: El caso del aprendiz

Mensaje por Regal Reed el Dom Mayo 03, 2009 10:00 pm

Bueno, éste es el primer Fan fic que escribo de Ace Attorney y bueno, no sé si es exactamente así como debería hacerlo -_- . He intentado que los personajes se parezcan lo más que he podido, espero que al menos se den un aire en e comportamiento y eso XD. Bueno, disfrutadlo, estoy abierta a comentarios y críticas ^^ :ema: .



Prólogo - Presentaciones




Miles Edgeworth permaneció en el asiento de piloto unos minutos más tras haber quitado la llave de contacto de su Mustang. Simplemente disfrutaba del silencio propio del aparcamiento de la oficina del fiscal a aquellas horas de la mañana.


Miles: (Sí. Ya estoy en casa)


Reclinando su cabeza sobre el asiento, buscó a tientas con la mano y abrió la puerta, sintiendo en su cuerpo como el calor de la calefacción era contrarrestado con una fría corriente del exterior. Suspiró vagamente, echándose a un lado para coger su chaqueta y saliendo.


Miles: (Supongo que debería alegrarme, después de todo, de mi regreso a lo conocido)


Pulsó de el botón de cierre automático, oyendo como las puertas echaban el pestillo con un suave “clic”. Acto seguido, se dirigió a la entrada de la zona de ascensores a paso lento, queriendo retrasar su llegada a la habitación 1202, dónde seguro que pronto lo localizarían.


Miles: (Pero no estoy contento. No me siento en casa)


Aguardó unos segundos a que una moto cruzase a toda velocidad separada centímetros de su cuerpo. De reojo, miró al conductor con cara de pocos amigos. Aquel no era lugar para hacer carreras de ese tipo. Luego, cruzó


Miles: (Soy un total desconocido en un lugar plagado de recuerdos)

???: ¡B-buenos días, señor!

Miles: ¡!


Se giró, sorprendido por el repentino saludo. Entornó los ojos al reconocer al guardia de seguridad, seguramente, el novato de la comisaría.


Miles: Buenas, Oaks


El agente se puso firme al verle abrir la puerta y pasar por su lado. Edgeworth ladeó la cabeza, mirándolo de reojo. Siempre debía existir algún subordinado esclavo de su trabajo.
El ascensor abrió las puertas con su característico timbre, pudiendo el fiscal pasar y pulsar el botón adecuado a la planta en la que quería detenerse.


Miles: (podrá deberse a eso. Es lo más probable)

Miles: (A que el antiguo fiscal Miles Edgeworth eligiese la muerte)


Levantó la mano con la cual sujetaba su maletín para asegurarse de la hora. Como esperaba, iba con tiempo de sobra.
Negó con la mirada, solo deseaba que el inspector Gumshoe no le estuviese esperando con la idea de tenderle una emboscada y arrastrarlo a un nuevo caso. Tan pronto no, no estaba de humor.
Para su alegría, el pasillo estaba completamente desierto y sólo tuvo que girar en la primera esquina para llegar a su despacho.
Extendió la mano, descubriendo que la puerta estaba abierta. Tras un instante de confusión sus labios esbozaron una media sonrisa, adivinando quien podía ser.


Miles: vaya, hoy vienes temprano, Regal


Cerró la puerta tras él, dejando la chaqueta sobre el escritorio.
Un joven alzó la cabeza de los libros de la estantería, dedicándole una sincera sonrisa. Dio un salto desde la escalera, apoyándose en los brazos para caer de pie.


Regal: desde las 7. Estoy buscando un libro... mis apuntes están bastante escuetos, señor Edgeworth


El fiscal le observó detenidamente. Era extraño referirse a Regal como su aprendiz, pero así era. Había descubierto al joven de 19 años –entonces 18 –en su viaje del año pasado por el extranjero.
Aún le costaba entender el por qué de su acción, quizás porque mentor y discípulo compartían ambos un pasado poco común, o porque, aun tendiendo el carácter de Phoenix Wright, el chico de pelo color platino estaba seguro de querer ser fiscal.

Regal: por cierto, le han llamado un par de veces
Miles: ¿de quién se trata? (Gumshoe no, espero)

El chico le miró de nuevo, dejando el libro que sostenía en un sillón.


Regal: Uno es Payne, reconocería esa voz de rata en cualquier parte
Miles: Regal Reed (Compórtate)


Volvió a sonreír, su mentor solía decir su nombre completo cuando algo le molestaba. Sabía que debía comportarse con sus futuros compañeros, pero a Winston Payne no lo veía como a tanto.


Regal: ...el otro es un número desconocido


El fiscal se sentó en su escritorio, pulsando el botón del contestador. Tenía a todas las personas que podían llamarle al despacho registradas.


???: ¿Edgeworth? Uf, he conseguido éste número en la guía telefónica. Tal vez deberías encender el móvil de vez en cuando.

-¡¡Nick, pregúntaselo ya!!

???: Maya, ya es suficiente. Bueno, hay un festival cerca del lago Gourd y hemos pensado ir esta noche. ¿Qué me dices?¿Por qué no nos acompañas?

-¡Y que se venga con alguien, señor Nick!


???: ¡Pearls, baja de ahí! Pues eso. Ahí queda. Llámame si te interesa, ¿vale?



Edgeworth retiró el dedo del contestador con rapidez, cortando el resto del mensaje que sonaba como si se hubiesen olvidado colgar .¿Alguien podía decirle cuántas personas le habían hablado al mismo tiempo? Negó con la cabeza, pensando una vez más que Phoenix Wright y su bufete no tenían remedio.


Regal: ¿entonces?
Miles: era Phoenix Wright. Un abogado (demasiado inocente y creyente, pero ese ya es otro tema)
Regal: no me refería a eso...¿piensa ir al festival, señor Edgeworth?


Para el fiscal la ansiosa mirada de su aprendiz fue como una jarra de agua fría. Sabía que era extranjero, que nunca había estado en ninguno, pero para él la negativa era la opción más fácil.
Y lo que mejor encajaba con él y su humor.


Miles: no pensaba ir
Regal: ¡por favor! ¡Quiero ver uno!¡Porfavorporfavorporfavorporfavorporfavorporfavor!


El adolescente hizo una pausa, mirándolo detenidamente para después sonreír de medio lado con picardía.


Regal: ¿No será que no tiene un “kenomo”?
Miles: (¿Kenomo? Supongo que se referirá a un kimono) No tiene nada que ver con eso. Simplemente no me gustan
Regal: ¿los kimonos?
Miles: los festivales...hay...demasiada gente
Regal: ¡no digas tonterías! ¡En lo tribunales también hay mucha gente y no es nada tímido! ¡No le sirve como excusa!


Ante la mirada del más joven, se vio sorprendido por las risas pausadas de Edgeworth. Vale, puede que con él fuese mucho más tranquilo, pero oír reír a su mentor era todo un espectáculo por el que la gente pagaría encantada.


Miles: Te ha faltado decir: ¡Protesto!
Regal: *sigh* ¿entonces?


Miles Edgeworth cogió su teléfono, marcando el botón de rellamada. Tras unos instantes de espera, su voz retomó de nuevo su tono neutro habitual.


Miles: ¿Wright? Soy Edgeworth... sí, he oído tu mensaje, por eso mismo te llamo...infórmame sobre la hora.







Phoenix Wright volvió a sentarse en al aparcamiento de bicicletas, ignorando las quejas de Maya. Sí, ya sabía que eran las 9.30, ya sabía que Edgeworth no había llegado aún...¡Así que no hacía falta que se lo recordase!


Maya: ¡Nick, llámale! ¡Quizás se le haya olvidado!
Phoenix: Edgeworth no es así, así que estate tranquila...
Maya: ¡Llevamos aquí 20 minutos esperándolos! ¡Entremos ya!
Phoenix: te recuerdo que toda esta historia fue idea tuya... es de mala educación dejar a la gente plantada...y peor si encima TÚ eres quien les ha invitado
Maya: Vaya, Nick...Ya te dije que debías pensarte mejor todo esto...
Phoenix: ¿YO? (¡Si cuando le estaba llamando por poco se me lanza encima!)


Repentinamente, sintió como alguien le golpeaba en la espalda. Aquello casi consiguió que se cayese de aquel lugar tan inestable. Miró resignado a la prima de Maya, intentando conseguir que aquello no se repitiese. ¿de dónde sacaba una niña tan pequeña tanta fuerza?


Phoenix: ¡P-PEARLS! (*suspiro* Casi me mato...)
Pearl: ¡Señor Nick! ¡No puede echarle las culpas a Maya, la mística! ¡Tiene que ser un hombre!
???: Espero una llamada cuando lo consiga...



Los tres giraron sus rostros para encontrar la imperturbable mirada de Miles Edgeworth, ataviado con un kimono rojo oscuro. Phoenix intentó guardar una risa, qué raro le resultaba ver al fiscal sin aquella servilleta con volantes, pero bueno, lo importante era que ya había llegado, con 20 minutos de retraso pero ya estaba aquí. Se sorprendió al verse observado también por el otro, inquisitivamente...¿era por el traje? ¿Qué había de raro en él? No lo sabía pero ver a aquel hombre enarcar la ceja como con resignación lo le gustaba demasiado. Por no decir nada.


Phoenix: ¿por qué has venido tan tarde?
Miles: ¿te digo la verdad?
Phoenix: (Ugh...esa sonrisa no me inspira confianza...) Suéltala
Miles: esperaba que llegases tarde
Phoenix: ¡!
Maya: ¡Sr. Edgeworth! ¡Eso no ha estado bien! ¡Aunque Nick siempre llegue tarde, deje la oficina hecha un desastre y lo único que limpia diariamente es el baño no puede decir algo así!
Phoenix: (Vaya...¿gracias? Aunque la verdad... es que yo también esperaba llegar tarde)
Pearl: oh... qué bonito... mire como Maya, la mística le protege...
Phoenix: ya...
??: S-sr. Edgeworth...


Alguien llegó jadeando hasta donde se encontraban todos, le tendió unas llaves al fiscal, doblándose sobre sí mismo para intentar respirar mejor. Realmente estaba cansado... ni mucho menos había caminado con sandalias de madera y le dolían los pies. Regal levantó la cabeza, fijando sus ojos castaños en los demás como único gesto de saludo. No podía pronunciar palabra


Phoenix: Edgeworth... ¿es tu aparcacoches personal?
Miles: ¿crees que me traería aquí a un aparcacoches? En tu mensaje me indicaste que vinieses con alguien...y aquí está ese alguien...
Phoenix: e-ejem...claro (¿Realmente le dije que se viniese acompañado?)


Maya se agachó, intentando ponerse a su altura, aún no había conseguido recuperar al aliento. Le tiró del kimono color perla, queriendo llamar su atención.


Maya: ¿quién-eres-tú?


Le señaló, al igual que él, como si no entendiese demasiado la pregunta. Sonrió, como si pensase la respuesta.


Regal: Me llamo Regal Reed...*jadeo* Encantado *jadeo*
Phoenix: ¿Edgeworth?
Miles: Es...mi aprendiz...
Phoenix: ¿tu QUÉ?
Miles: es otra de las sorpresas que traje conmigo de mi viaje del año pasado... Quiso venir conmigo hasta aquí...dejándolo todo. Aunque ya lo comprende, aún se está adaptando al cambio de lengua, el hablarlo, por ejemplo... Consigo comunicarme con él en alemán...su lengua natal no la consigo dominar del todo...
Phoenix: ...(a veces olvido por un instante que Edgeworth fue criado por los vonKarma en Alemania...) me sigue pareciendo raro verte con un aprendiz pegado todo el día...



La chica se señaló con el dedo índice pronunciando alto y claro: Maya. Pearl se enfadó al ver como el adolescente besaba en la mano a la chica a modo de saludo y le dio un empujón, cayendo sobre los arbustos. La mayor cogió a su prima, intentando disculparse.


Regal: no ha sido nada...
Phoenix: realmente tiene un acento demasiado fuerte
Miles: no importa. Se suavizará con el tiempo. Lo sé por experiencia.
Phoenix: lo imagino... Bueno, será mejor que entremos o saldremos antes de haber visto nada... ¡Pearls, vamos!



Maya vio como la pequeña se iba con al abogado, así que aprovechó y le ayudó a levantarse con toda la fuerza que pudo. Regal se sacudió un poco, colocándose las sandalias con monotonía. Miraba de reojo el rostro preocupado de la chica, con una media sonrisa.



Regal: No...no tienes por qué preocuparte, Maia
Maya: *riendo* Es Maya, gracias por no enfadarte con ella



Se miraron unos instantes, en un silencio incómodo. Ella, sin saber muy bien qué decir y Real, pensando de qué manera se contestaba a aquello o si lo había entendido bien. Desde luego, se entendía mucho mejor con su mentor. Tras pronunciar un par de veces el comienzo de la frase, consiguió sacarla.



Regal: bueno, Maia, es mi primer festival, así que espero que... me enseñes como es todo esto...
Maya: ¡DALO POR HECHO! ¡ESTÁS DELANTE DE TODA UNA EXPERTA EN EL TEMA!


Tras esto, entraron, caminando uno al lado del otro. Edgeworth permaneció un instante quieto, mirándolos a ambos, con una media sonrisa extraña en los labios. Acto seguido entró, cruzándose de brazos en silencio. Quizás la noche si fuese a ser divertida, o al menos, emocionante.

Miles Edgeworth no sabía lo entretenida iba a ser aquella velada.
Regal Reed
Regal Reed
Fiscal en Prácticas
Fiscal en Prácticas


Volver arriba Ir abajo

Fic: El caso del aprendiz Empty Re: Fic: El caso del aprendiz

Mensaje por Invitado el Dom Mayo 03, 2009 10:14 pm

Está muy bien. Un poco largo como para ser un prólogo, pero está genial.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Fic: El caso del aprendiz Empty Re: Fic: El caso del aprendiz

Mensaje por Phoenix Wright el Lun Mayo 04, 2009 11:05 am

Esta muy bien regal, me ha gustado ^^


Fic: El caso del aprendiz Vcb5i Fic: El caso del aprendiz V8hrhi
Fic: El caso del aprendiz Suveki Fic: El caso del aprendiz 2v1p55e
Fic: El caso del aprendiz 28kk3f4Fic: El caso del aprendiz 2u63cwwFic: El caso del aprendiz 2arto4n
Fic: El caso del aprendiz 24pm9h3
Fic: El caso del aprendiz 208wdh1
Fic: El caso del aprendiz 29r3o3m
Fic: El caso del aprendiz Bannerminio
Spoiler:

Fic: El caso del aprendiz K9oas

Fic: El caso del aprendiz 30893
Fic: El caso del aprendiz 20z4oif
Phoenix Wright
Phoenix Wright
Pesadilla del Juzgado (Administrador Clan Abogados)
Pesadilla del Juzgado (Administrador Clan Abogados)


Volver arriba Ir abajo

Fic: El caso del aprendiz Empty Re: Fic: El caso del aprendiz

Mensaje por Chica de Edgeworth el Dom Sep 27, 2009 2:35 am

esta genial
por que pienso que entre maya y regal abra algo ? <D
Chica de Edgeworth
Chica de Edgeworth
Testigo
Testigo


Volver arriba Ir abajo

Fic: El caso del aprendiz Empty Re: Fic: El caso del aprendiz

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.